Reducir el riesgo de padecer obesidad

Obesidad

La obesidad no sólo es una cuestión de estética ni un problema derivado de comer demasiado; sobre todo, es una enfermedad seria con consecuencias muy negativas, que constituye hoy en día una de las principales causas de mortalidad prematura.

¿Qué es la obesidad?

La obesidad es un exceso de grasa en el cuerpo que puede derivar en otras enfermedades graves como hipertensión, diabetes o enfermedades coronarias. Esta enfermedad aparece cuando la persona consume más calorías de las que su cuerpo elimina, pero no se trata únicamente de un problema de alimentación, sino de un cambio global en el estilo de vida, que en la sociedad de hoy en día tiende hacia el sedentarismo.

¿Cuáles son las causas de la obesidad?

La obesidad es una enfermedad que puede tener diferentes causas, o ser la combinación de varias de ellas. Los factores que la originan son los siguientes:

  • Ingesta de más calorías de las que el cuerpo necesita, de forma que este exceso de calorías se convierte en grasa. Esta causa va muy ligada a los malos hábitos alimentarios.
  • La tendencia a la disminución de la actividad física debido al aumento de la naturaleza sedentaria de muchas actividades recreativas, el cambio de los modos de transporte y la creciente urbanización.
  • Herencia genética. La obesidad es una enfermedad hereditaria.
  • El cambio dietético mundial hacia un aumento de la ingesta de alimentos hipercalóricos con abundantes grasas y azúcares, pero con escasas vitaminas, minerales y otros micronutrientes saludables.

¿Cómo reducir el riesgo de padecer obesidad?

Para combatir la obesidad, en primer lugar hay que reducir o eliminar los factores que podrían estar provocándola: mejorar los hábitos alimenticios, controlar la ingesta de calorías, empezar una dieta supervisada por profesionales, y sobre todo, combinar lo anterior con el ejercicio físico.

Sin embargo, en muchos casos, estas medidas no son suficientes y se aconseja tomar pastillas para adelgazar y seguir tratamientos específicos para ayudar a perder peso. No hay que olvidar que estos tratamientos han de estar supervisados por médicos o profesionales, y que combinados con un control de la alimentación y con una rutina de ejercicio físico potencian sus efectos contra la obesidad.

El sobrepeso, la obesidad y las enfermedades conexas son en gran medida prevenibles.

Aquí les dejo varios consejos para una vida saludable:

  • Hacer deporte de manera regular y todos los días (aunque sea media hora)
  • Beber al menos 1 litro y medio de agua al día
  • Eliminar de la dieta los refrescos y el alcohol
  • Evitar los fritos y consumir alimentos hervidos con su caldo, alimentos a la plancha y asados con poco aceite
  • No tomar grasas de manera excesiva, sustituyendo mantecas, aceite de palma, aceite de coco, bacon o tocino y mantequillas por aceite de oliva
  • Aumentar el consumo de frutas, verduras, legumbres, pescados azules y cereales (dieta mediterránea)
  • No abusar del azúcar en todas sus variantes (azúcar, sirope, miel, jarabe de maíz) eliminando la bollería industrial y comida procesada.

El problema es social y por consiguiente requiere un enfoque poblacional, multi sectorial, multidisciplinar y adaptado a las circunstancias culturales.

No votes yet.
Please wait...

1 pensamiento en “Reducir el riesgo de padecer obesidad”

  1. La obesidad no solo da de comer como muchas personas dicen, tambien da del estres al tener mucho estres la persona engorda tambien.

    No votes yet.
    Please wait...

Deja un comentario